Depresión Posparto

Entre los muchos tipos de depresiones existe una que es exclusiva de las mujeres que hayan dado a luz recientemente.

No siempre se presenta y tampoco todas las mujeres la padecen de la misma forma (en cada caso varían la intensidad y los síntomas que la caracterizan). Suele presentarse inmediatamente después del parto (durante los primeros tres meses de maternidad), aunque en algunos casos lo hace al cabo de unos meses, pero siempre antes de que se cumpla el año del nacimiento del bebé.

Causas de la depresión posparto

Es importante señalar que, según se cree, la mayoría de las mujeres que padecen depresión posparto ya han sufrido cuadros de algún otro tipo de depresión o tienen antecedentes familiares de ello; esto explicaría por qué algunas mujeres la padecen y otras no.

Causas de la depresión posparto

Pese a que se han realizado centenares de estudios, todavía no se ha llegado a una causa formal consistente de este trastorno; no obstante, los cambios bruscos que viven las mujeres durante el período del nacimiento de sus hijos (previo y posterior) juegan un papel fundamental. Estos cambios causan claras alteraciones en el estado de ánimo de las madres que las deja vulnerables frente al avance de la enfermedad. Además de éstos, existen otros factores que pueden ser potenciales desencadenantes del surgimiento del trastorno.

  • Cambios en el cuerpo
  • Cambios en las relaciones laborales y sociales.
  • Contar con menos tiempo de libertad
  • Trastornos en el sueño
  • Excesiva preocupación acerca de sus habilidades maternales
  • Edad (las mujeres menores de 20 años son más propensas a padecer depresión)
  • Consumo de alcohol, alucinógenos u otro tipo de sustancias no recetadas
  • Falta de deseo de ser madre (en el caso de los embarazos no planeados)
  • Haber padecido depresión en otro momento de la vida
  • Padecer algún trastorno de ansiedad
  • Haber sufrido depresión posparto en embarazos anteriores.
  • Haber atravesado un hecho estresante durante el embarazo
  • Experimentar una mala relación con la pareja, problemas financieros.
  • Sentir poco apoyo por parte de los amigos y familiares.

Los síntomas de la depresión posparto

Entre los síntomas más fuertes de la depresión pos parto podemos señalar sentimientos de ansiedad y tristeza repentina que derivan en ataques rotundos de llanto y de fuertes inquietudes, una gran irritabilidad y falta de optimismo frente al porvenir.

síntomas de la depresión posparto

Es importante señalar, sin embargo, que este tipo de sensaciones son comunes en el período prenatal y posnatal (hasta unos días después del parto) y se entiende que son motivados por el gran estrés que sufre la madre y los cambios hormonales a los que se enfrenta; de hecho, existe un tipo de depresión que padecen casi todas las embarazadas que se conoce como «depresión puerperal» y que desaparece casi enseguida del parto sin necesidad de tratamiento. Pero cuando estas sensaciones persisten, es decir cuando la depresión puerperal se extiende, se diagnostica la depresión posparto y, en tal caso, es más que conveniente que la madre reciba algún tipo de ayuda.

Otros síntomas de la depresión posparto, los cuales comparte con otro tipo de depresiones, son una constante irritabilidad, trastornos de alimentación (falta o exceso de apetito), trastornos de sueño (dormir poco o demasiado), sentimientos de culpa profundos, desgano y extrañeza frente a la propia vida, desinterés en cosas que antes se disfrutaban, falta de energía y concentración, dificultades para realizar incluso tareas sencillas, ataques de ansiedad y sentimientos suicidas.

Las consecuencias en este tipo de depresión son más peligrosas que en la mayoría de los otros casos porque la madre se siente incapaz de cuidar correctamente de su bebé y esto puede afectar profundamente las primeras semanas de vida de la criatura.

A veces, las mujeres con ansiedad tienen un fuerte temor de quedarse a solas con el bebé porque creen que no serán capaces de realizar correctamente las tareas que les corresponde. Además, aparecen sentimientos de ira y negatividad contra a criatura y, en los casos graves, deseos de hacerle daño.

A su vez, la culpa posterior a estos pensamientos suele ser terrible y esto lleva a que muchas mujeres no compartan sus emociones por temor de que piensen que son malas madres. Es importante tener en cuenta que pese a que estos sentimientos existen en muchas mujeres con depresión posparto, rara vez se materializan. No obstante es importante conversar con el médico acerca de esto, no sólo para proteger al bebé sino también para exteriorizar esas emociones que horadan en el interior de la madre.

Qué hacer si sufres depresión posparto

La depresión posparto es difícil de detectar porque muchas mujeres niegan sus emociones por temor a quedar como malas personas. No obstante, es un problema serio al que conviene que estén atentos tanto la madre como su pareja. Y, si bien no existe un diagnóstico clínico específico para este trastorno, al describir los síntomas el cuerpo médico sabrá cómo proceder. Al margen, suelen realizarse análisis de sangre para detectar cualquier otra anomalía que pudiera presentar exactos síntomas.

En lo que respecta al tratamiento, debido a que la mayoría de las mujeres amamantan, no se puede medicar con antidepresivos; no obstante, existen otras alternativas más suaves que no afectan al bebé que suelen recetarse en estas circunstancias. Por otro lado, la ayuda psicológica que la madre pudiera recibir, de un grupo de especialistas y de sus familiares y amigos puede ser vital para superar el trastorno.

Si sufres de depresión y acabas de dar a luz no niegues tus emociones. Conversa sobre ello, busca ayuda junto a tu pareja e intenta enfrentar esta situación sin recluirte. Intenta, además mantener tu círculo de amigos. No hagas de la maternidad una cárcel; busca tiempo para ti y para sentirte a gusto con tu cuerpo (la actividad física o el yoga son excelentes alternativas) y es posible que pronto ya puedas hablar de esto en pasado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest