Cómo tratar los hematomas del Botox

El botox, también conocido como toxina botulínica, tiene una gran cantidad de usos. Se puede usar para detener o ralentizar la formación de arrugas. También tiene usos terapéuticos tales como el alivio del dolor muscular del latigazo cervical, frenar los espasmos musculares de los codos, las muñecas y los dedos, que son los efectos más comunes después de un derrame cerebral, y para la sudoración excesiva en los pies, las manos y las axilas. Para una máxima seguridad, el botox debe ser administrado por un experto cualificado y con licencia profesional, preferiblemente un médico.

Después de las inyecciones de Botox, es posible que el paciente experimente hinchazón y aparezcan hematomas, también conocidos como moretones. Estos son frecuentes y pueden ser tratados desde casa.

Lo que necesitas para tratar los hematomas del Botox

  • Una compresa húmeda
  • Árnica
  • La bromelina

Instrucciones para tratar los hematomas del Botox

  • Deja de tomar los siguientes medicamentos y suplementos alimenticios por lo menos una semana antes de la inyección: vitamina E, ibuprofeno, aceite de pescado, ginseng, ginko, aceite de semilla de lino, ajo y hierba de San Juan. Si lo dejas, te ayudará a reducir la incidencia de la hinchazón y los moretones y puede reducir el tiempo de recuperación.
  • Deja de tomar aspirina de 10 a 14 días antes de la inyección, pero asegúrate de obtener la aprobación de tu médico ya que los beneficios pueden ser mayores que los riesgos. La aspirina puede exacerbar los moretones.
  • Cuéntale a tu médico acerca de todos los medicamentos con receta y de venta libre que estás tomando actualmente. Algunos pueden tener un efecto sobre la cantidad de moretones y la hinchazón que experimentarás. Esto también es importante para tu seguridad general.

Despúes de las inyecciones de Botox:

  • Aplica una compresa fría sobre la zona de la inyección inmediatamente después del procedimiento.
  • No te recuestes durante 4-5 horas después del procedimiento y no masajees la zona de la inyección. Esto puede hacer que la hinchazón empeore.
  • Aplica una presión firme en el área de la inflamación durante al menos cinco minutos después de haber regresado a casa.
  • Aplica compresas frías sobre la zona afectada durante las primeras 24 horas después de la inyección. No uses bolsas de agua caliente. Los acumuladores de frío ayudan a reducir la hinchazón.
  • Aplica la crema de árnica tópica sobre la zona afectada. Árnica es una hierba que se ha utilizado desde el siglo XVI para tratar las contusiones y reducir la inflamación. Aplícala tal como se indica en las instrucciones.
  • Tome de 250 a 500 miligramos de la bromelina cuatro veces al día. La bromelina es una enzima de la piña y ayuda a minimizar los moretones, ayudando a las proteínas del cuerpo a digerir la hinchazón y los moretones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest