Otoplastia

5 (100%) 1 vote

La cirugía de las orejas, cuyo término médico es otoplastia, es una intervención quirúrgica (es decir,  una cirugía) que sirve para recolocar las orejas comúnmente conocidas como “orejas de soplillo”. Esta cirugía esperfecta para aquellas personas que no están contentas con el aspecto de sus orejas porque están más separadas de la cabeza de lo que es común.

Se trata de una intervención que suele realizarse cuando el paciente aún es pequeño, pero que ya haya cumplido los 4 años, ya que a esta edad es cuando las orejas han crecido prácticamente en su totalidad. Dependiendo del caso específico del paciente, puede realizarse con anestesia local o general. El postoperatorio solo dura 5-7 días y el paciente puede volver a su vida normal (trabajo, colegio, instituto…) sin problemas de ningún tipo.

Datos clave de la otoplastia

  • Tiempo intervención: 1-2 horas
  • Anestesia: Local o general dependiendo del paciente
  • No se requiere hospitalización
  • Recuperación: 7 días
  • Efectos: Inmediatos
  • Resultados permanentes
  • Qué suele estar incluido en el precio: Valoración inicial, analíticas, la operación y las revisiones posteriores.

Ventajas de la otoplastia

La otoplastia o cirugía de las orejas es perfecta para mejorar la apariencia de las orejas para aquellas personas que no están contentas con la que tienen. Es una de las operaciones con las que los pacientes se sienten más cómodos porque elimina complejos y mejora la autoestima. Aunque es un cirugía que deja cicatriz, ésta queda escondida detrás de las orejas por lo que no se puede apreciar prácticamente desde ningún punto. Los resultados suelen ser los esperados y los pacientes no suelen tener quejas, además los riesgos son prácticamente nulos (los comentaremos más adelante).  Los resultados de la otoplastia pueden verse al instante, algo que también le gusta a los pacientes.

Riesgos de la otoplastia

Como toda operación quirúrgica, existen riesgos y por ello, antes de someterte a la misma, debes tenerlos presentes. En algunas ocasiones, existe riesgo de sangrado, infección, falta de simetría en las orejas y problemas de cicatrización. Además, algunos pacientes han comentado la falta de sensibilidad en la piel de las orejas y dolor crónico (permanete).

Cómo es la intervención de la cirugía de orejas

Se trata de una cirugía sencilla, el médico cirujano realiza una incisión detrás de las orejas para así poder acceder al cartílago, que es donde se realiza la cirugía. Dependiendo del caso, será necesario recortar y eliminar la piel o simplemente dar forma. Cada caso es diferente y por eso, en ocasiones también hace falta remodelar los pliegues de la oreja mediante puntos de sutura internos. Una vez se termina con esta fase, se cose la cicatriz.

Cuidados tras la intervención

Se recomienda dedicar dos días de reposo en el que no debe quitarse la venga que cubre la cabeza para mantener las orejas en su lugar. Después de este par de días, se puede llevar una banda si lo deseas, para lo mismo, mantener las orejas pegadas y evitar golpes y problemas. Habra que cuidar bien la higiene de la zona afectada. Debes evitar el sol y el humo del tabaco, por lo que se desaconseja fumar.

Contraindicaciones de la otoplastia

No se recomienda a pacientes con problemas circularorios o cardiovasculares ni a personas que sufren problemas psicológicos. Tampoco se recomienda a embarazadas o madres que estén aún dando el pecho. Si además Como cualquier intervención quirúrgica, la otoplastia está contraindicada en personas con problemas circulatorios, cardiovasculares o psicológicos. Tampoco se recomienda en mujeres embarazadas o que estén amamantando. Si el paciente tiene problemas de coagulación debe evitar someterse a esta operación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest