Hipermetropía

Rate this post

La hipermetropía es un tipo muy común de error de refracción. Alrededor del 20% de las personas padecen hipermetropía. Tener hipermetropía significa ser capaz de ver claramente los objetos distantes, pero tener dificultar para ver los objetos cercanos, que se ven borrosos. La hipermetropía no sólo afecta a adultos sino también a un

Causas de la hipermetropía

HipermetropíaLas causas de la hipermetropía son básicamente dos. O bien el cristalino o la córnea son demasiado planos o, más comúnmente, el ojo es demasiado corto para que la luz llegue al punto focal detrás de la retina. La lente es lo suficientemente flexible como para corregir este problema para la visión de lejos, pero no para la visión de cerca, lo que hace que los objetos distantes se vean con mayor claridad que los objetos cercanos.

La mayoría de las personas que sufren de hipermetropía utilizan gafas o lentes de contacto para leer o ver otros objetos cercanos con claridad. Si bien las gafas y lentillas son eficaces, no siempre son ideales debido a que pueden causar problemas a la hora de hacer ejercicio u otro tipo de actividad física. Además, tanto gafas como lentillas pueden romperse o perderse.

A veces, cuando la gente se hace mayor, parece que padezcan este problema porque comienzan a necesitar gafas para leer o lentes de aumento para ver los detalles finos de cerca. En lugar de la hipermetropía en realidad esto es la presbicia.

Ojo con hipermetropía

Síntomas de la hipermetropía

Los síntomas clínicos que pueden ocurrir con la hipermetropía incluyen: el desarrollo del músculo ciliar y el estrechamiento de la pupila. El ojo es demasiado corto con respecto de la longitud de emetrope.

A veces también encontramos defectos de convergencia (los ojos se dirigen más hacia sí mismos) cuando se mira en la distancia (esoforia). La cámara frontal es menos profunda y hay una cierta predisposición al desarrollo del glaucoma de ángulo cerrado. La papila del nervio ocular puede ser borrosa, la mácula se encuentra más lejos del nervio ocular y los vasos sanguíneos están más enrollados.

Cuando se sobrecarga durante un largo periodo de tiempo el músculo ciliar, pueden ocurrir espasmos del músculo ciliar. En ciertos casos, puede ocurrir que cuando se trabaja ya para cerrar y mirar a lo lejos, no se pueden enfocar los objetos en absoluto. Este fenómeno no es muy frecuente, pero los microespasmos se están dando cadavez más en las personas que trabajan con los ordenadores durante mucho tiempo.

Si crees que sufres de algunos de los síntomas mencionados, consulte a su oftalmólogo.

Tipos de hipermetropía

Existen tres tipos de hipermetropía: hipermetropía congénita, hipermetropía simple y hipermetropía adquirida.

La hipermetropía congénita es la que se produce debido a que un ojo es anormalmente pequeño. Por lo general, da una visión muy mala. Es muy rara, no suele darse con frecuencia.

La hipermetropía simple es muy común. Es por lo general una continuación de la hipermetropía de la infancia que no ha retrocedido con el tiempo. La mayoría de los niños, por lo general, cuando nacen, tienen una hipermetropía de más de 4 dioptrías. Esto es debido a una variedad de factores, aunque las razones principales son un ojo y una lente más corta. A medida que el niño crece, la longitud del globo ocular aumenta a la normalidad y la hipermetropía suele desaparecer a la edad de 5 años. Por lo tanto, la hipermetropía simple, por lo general, solo es un caso de un ojo que no ha crecido lo suficiente. La importancia de este tipo de error de refracción es que a menudo conduce o se combina con el estrabismo, y por lo tanto, la detección temprana es importante.

La hipermetropía adquirida es la causa más común de esta enfermedad. Consiste en la extirpación del cristalino después de la operación de cataratas. Dado que la lente se ha eliminado tiene que ser sustituida por otra lente. La hipermetropía adquirida también puede ocurrir después de una lesión o incluso por sí misma en ciertos trastornos, cuando se disloca la lente y se desliza hacia atrás. La condición en la que el cristalino ya no está en su lugar se denomina afaquia. La gestión de la afaquia es compleja.

Tipos de hipermetropía

Hipermetropía en niños

La hipermetropía infantil es una de los errores de refracción oculares más difíciles de detectar debido a que suelen presentarse de manera moderada, de modo que casi no nublan la visión del niño. Los síntomas de los niños aumentan con la edad y también el grado de hipermetropía, pero a menudo no saben que la molestia que sienten no es normal y se vuelven insensibles a ella.

Si la lectura es incómoda o se hace cansada después de largos períodos de tiempo, el niño generalmente desarrolla patrones de evitación, que pueden convertirse en hábitos, actitudes, etc. Suele ser difícil de corregir en la medida que el niño crece. Como padre, usted puede fijarse en estos patrones de evitación, dolores de cabeza por la tarde, o el comportamiento visual extraño como entrecerrar los ojos, mirar hacia los lados, o mirar más cerca de lo normal los libros, TV, etc.

Algunos oftalmólogos utilizan un enfoque general a la corrección de la hipermetropía. Es muy importante encontrar un médico que se comprometa a utilizar el enfoque más sofisticado en la búsqueda de la corrección de la visión del niño. Si la corrección es necesaria, a veces basta con la utilización de gafas.

Es importante examinar la visión de los hijos porque una mala visión puede provocar bajo rendimiento escolar y retraso en el desarrollo visual.

Técnicas para corregir la hipermetropía

Las avanzadas técnicas hacen que sea más fácil que nunca enfocar correctamente de forma permanente y a menudo reducir o eliminar completamente la necesidad de usar gafas o lentes de contacto, incluyendo gafas de lectura.

Actualmente la hipermetropía se puede operar mediante la cirugía LASIK una opción segura y eficaz para muchas personas con hipermetropía. LASIK puede ayudar a mejorar la visión de objetos cercanos y lejanos sin anteojos o lentillas. Si tienes más de 40 años, la cirugía de la presbicia puede ser más apropiado para restaurar la visión de cerca.

Para las personas mayores de 60 años que han comenzado a desarrollar cataratas junto con la hipermetropía, la cirugía de cataratas puede ser la mejor opción para mejorar la vista. Hoy en día las cirugías de cataratas son muy modernas y pueden corregir muchos errores de refracción al mismo tiempo, como la hipermetropía y la presbicia. Algunas opciones quirúrgicas, incluso te permitirán ver con claridad en todas las distancias sin necesidad de gafas o lentes de contacto.

Habla con tu médico para saber qué procedimiento es el adecuado para tu caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest